¡Qué cara está la luz! ¿No creéis? Tips para pagar menos.

Cómo conseguir la eficiencia energética en tu hogar

20/12/2021
¡Qué cara está la luz! ¿No creéis? Tips para pagar menos.

La eficiencia energética significa consumir menos energía de media para realizar la misma actividad.

¿Cómo podemos lograrlo?

A continuación, te dejamos algunos consejos que te ayudarán a reducir la factura de la luz y a la vez ayudar a que nuestro planeta sea más sostenible.

1- Ventanas con doble acristalamiento

Debido a su composición, están preparadas para aislar tanto del frío como del calor, lo que supone importantes ahorros de energía, consiguiendo reducir hasta un 25% la pérdida de la temperatura de la vivienda.

Además, tienen la capacidad de aislamiento acústico, por lo que evitaremos en gran medida los ruidos exteriores.

2- La iluminación, elige las bombillas adecuadas

En este aspecto siempre suelen surgir algunas dudas.

¿Bombillas LED o de Bajo Consumo? ¿Cuáles son las mejores?

¡Vamos a resolverlo!

Ventajas de las bombillas LED sobre las de Bajo Consumo:

- Las bombillas LED se encienden instantáneamente, a diferencia de las de bajo consumo, que pueden tardar incluso un minuto en encenderse.

- Una bombilla LED puede llegar a las 50.000 horas de vida útil, frente a las 10.000 horas de las bombillas de bajo consumo. No solo ahorraremos en el consumo eléctrico, sino también en el número de bombillas.

- Son menos contaminantes, ya que no contienen mercurio.

- Las LED ofrecen diseños más variados que las de bajo consumo.

- Tienen un Índice de Reproducción Cromática (IRC) superior a las bombillas de bajo consumo. Esto quiere decir que se asemeja más a la luz natural, produciendo una luz de mayor calidad.

Por lo tanto, nosotros nos decantamos por las LED. Ahorraremos en la factura a la vez que contribuiremos a ensuciar menos el Planeta.

3- Electrodomésticos de bajo consumo

Los electrodomésticos son uno de los elementos que más gasto energético producen. Aunque esto puede ser una ventaja, ya que si los elegimos bien, puede ser una de las mayores fuentes de ahorro de nuestro hogar.

En España tenemos el etiquetado energético, el cual ha sido modificado porque ni motivaba a los consumidores a comprar un aparato A+++, ni motivaba a los fabricantes a esforzarse para mejorar esa categoría. El nuevo etiquetado de productos eléctricos elimina las clases energéticas A+, A++ y A+++, volviendo a una escala de clasificación que va de la A a la G, donde la A clasifica a los productos de menor consumo y mayor eficiencia energética, y la G engloba a aquellos de mayor consumo y menor eficiencia energética.

(Antiguo a la izquierda, nuevo a la derecha)

A pesar de que los aparatos más eficientes son más caros en el momento de la compra, se amortizan generalmente antes de la finalización de su vida útil por lo que elegirlos es siempre la opción más inteligente.

4- Desenchufar los aparatos que no vayamos a usar

Ahora con el teletrabajo este punto aún si cabe es más importante. ¿Sabías que aunque los pequeños electrodomésticos no estén encendidos, se encuentran en un estado de stand by en el que siguen consumiendo energía sin que nos demos cuenta?. Por ello, aparatos como los cargadores, los ordenadores o los calefactores, entre otros, se pueden desenchufar de la corriente siempre que no se estén usando.

Para que esto sea más sencillo y no tengas que ir constantemente desconectando cables de la corriente, puedes apostar por los alargadores con botón ON/OFF o enchufes automáticos que se activan a ciertas horas del día.

5- Sellar conductos, puertas y ventanas

Sin un sello impermeable alrededor de puertas y ventanas, desperdicias energía cuando se calienta y enfría tu hogar. Comprueba si hay fugas de aire sosteniendo una varilla de incienso encendida (o vela) alrededor del marco de puertas y ventanas.

Si el humo o la llama parpadean, tienes una corriente de aire. Aplica masilla alrededor de los marcos, instala burletes o reemplaza el existente y agrega en la puerta inferior. La película aplicada a una ventana aumentará aún más la eficiencia energética durante el invierno.

 

¿Quieres saber más? No dudes en contactarnos

 

Compartir entrada
Volver