Hidrocerámica: un innovador y eficiente material de construcción

08/07/2019
Hidrocerámica: un innovador y eficiente material de construcción

En estos momentos en los que hay bastante preocupación por  encaminarnos hacia una construcción más sostenible, los materiales de construcción tradicionales podrían dar paso en un futuro no muy lejano a otros más efectivos, mucho menos costosos y mucho más sostenibles.

Uno de ellos, podría ser  el que da título a nuestro artículo de hoy, la hidrocerámica, un innovador y eficiente material  que puede presentarse como un gran avance en los procesos habituales de construcción.

El proyecto ha sido creado por estudiantes del Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña (IAAC) y desarrollado por el estudio Materia digital:   Hydroceramics

 

Pero ¿Qué es la hidrocerámica exactamente?

 

Hydroceramics es un nuevo tipo de ladrillo inteligente, que combina la cerámica tradicional con un hidrogel, permitiendo enfriar de forma pasiva el interior de un edificio, reduciendo la temperatura hasta 6ºC.

 

 

Con este material las paredes de nuestras casas se enfriarían solas

 

Con este material, efectivamente,  las paredes de nuestras casas se enfriarían solas, y podríamos ir eliminando los aparatos de climatización que son responsables de la producción de un gran volumen de CO2, agravando el actual proceso de calentamiento global con el que nos enfrentamos. 

 

Veamos con más detalle las 4 capas de las que se compone para entender mejor su funcionamiento:

 

  • La capa exterior es una capa de arcilla, cuya superficie está llena de agujeros con forma cónica, los cuales facilitan el paso del agua y el aire hacia las esferas de hidrogel.
  • La siguiente es una tela cuya función es absorber el agua y funciona como un transmisor de líquido, y gracias a que es elástica, permite cambios de volumen en el hidrogel al mismo tiempo que no permite que este se mueva dentro, y pierda su posición original.
  • Luego nos encontramos con las esferas de hidrogel que están hechas de diversas composiciones químicas tales como polímeros insolubles de acrilato de hidroxietilo, acrilamida, óxido de polietileno, entre otras, que absorben el agua del exterior manteniéndola almacenada en su interior hasta que la temperatura ambiente empiece a ascender.
  • La última capa también está elaborada con arcilla, pero es más fina y está perforada, de forma que aumenta el enfriamiento.

Los creadores señalan, además, que el material se comporta casi como si se tratara de un ser vivo, empleando procesos presentes en la naturaleza y consiguiendo de forma eficiente y sencilla controlar la temperatura y la humedad.

 

El material permite que la construcción se retroalimente del ecosistema para aprender del entorno.

 

Este estudio abre ahora la puerta a nuevas investigaciones y a un mar de posibilidades en el mundo de los materiales de construcción, ya que su producción sería a muy bajo coste y la arcilla sigue siendo un material abundante.

Esperemos que su uso en construcción empiece a ser habitual lo antes posible.

Compartir entrada
Volver