Cómo elegir el mejor grifo para tu cocina o baño

16/09/2019
Cómo elegir el mejor grifo para tu cocina o baño

Debido a la preocupación por el medio ambiente, el ahorro de agua y energía, el mundo de las grifos ha evolucionado mucho en los últimos años. También han cambiado mucho los materiales y el diseño, siendo ése último un punto que marca la diferencia en cuanto a decoración de cocinas y baños.

Por ello, y ante la gran variedad de tipos de griferias existentes, vamos a analizar cuáles serían los tipos más adecuados para cada estancia y los que mejor se adapten a las necesidades de cada familia.

Existen modelos monomando, bimando, con diferentes tipos de chorros, con filtro acoplado o no, termostáticos, con boquilla móvil, con extensor flexible, con puesta en marcha por sensor y tecnologías economizadoras que limitan la cantidad de agua por accionamiento... y muchos más.

 

Pero... ¿Cuál elegir?

 

Ante tal variedad es normal que el consumidor se confunda y le cueste elegir cuál sería el más adecuado, por eso creemos que lo más importante sería ir acotando, y prestar atención, sobre todo, a tres detalles fundamentales:

 

  • La altura del grifo en relación a la pila
  • La longitud de la boquilla (para garantizar que la salida de agua quede en la dirección del desagüe).
  • La sostenibilidad (que incorporen sistemas de ahorro de agua etc)

Estos tres puntos serían fundamentales, a partir de ahí, ya se puede valorar otros aspectos .

 

Grifería de cocina:

En este espacio necesitamos grifos muy resistentes, a prueba de jornadas intensas de lavado, golpes, manchas, y que, además, deben funcionar a la perfección, con una respuesta rápida y precisa. Por eso en este caso nos decantamos por  los sistemas monomando (instalables en repisa o pared), que son más cómodos y se integran perfectamente en los ambientes actuales. Por supuesto, a mayor calidad, mayor rendimiento y duración.

 

Compartir entrada
Volver